Universidad
Politécnica de Madrid

Una empresa, creada por dos tituladas de la UPM, premio Jóvenes Emprendedores 2016

La empresa Innovarum, fundada por dos ingenieras agrónomas de la UPM, ha sido una de las empresas galardonadas por su aportación a la innovación en el sector agroalimentario.

10.05.17

Irene Paredes y Maya Hernando, tituladas por la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Agronómica, Alimentaria y de Biosistemasde la Universidad Politécnica de Madrid, fundaron en 2013, la empresa madrileña Innovarum (Eurizon SL).

Innovarum ha sido una de las diez empresas galardonadas en el Certamen Nacional de Jóvenes Emprendedores 2016, organizado por el Instituto Nacional de Juventud (INJUVE). Ha recibido este reconocimiento del ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad por su contribución a la innovación al sector agroalimentario.

Su propósito es la de ayudar a las empresas del sector agroalimentario a innovar y a llevar estas innovaciones a mercado. Colabora con las empresas en la definición de todas las etapas desde la definición de la idea innovadora hasta la obtención de financiación para su desarrollo, colaborando en el diseño de la estrategia de producción y escalado industrial, de modelo de negocio o protección de la propiedad intelectual.

Desde su creación, han participado en más de cuarenta proyectos innovadores, como por ejemplo en la extracción y revalorización de la proteína RuBisCo de residuos vegetales de la industria de ensaladas de IV Gama, o en la creación de una plataforma para facilitar la entrada de productos locales al canal HORECA.

“Somos ingenieras agrónomas de formación y vocación”

Las fundadoras, Irene Paredes y Maya Hernando, fueron compañeras en la Universidad Politécnica de Madrid y dejaron su trabajo para embarcarse en esta aventura emprendedora que las ha llevado a “recorrerse Europa haciéndose un MBA autodidacta”, explican. Para Maya Hernando, fue la oportunidad del nuevo programa europeo de financiación de la innovación, el Horizonte 2020, lo que les animó a dar el paso. “Nos apasiona la innovación y somos agrónomas de formación y vocación. Es muy gratificante ver en funcionamiento innovaciones desarrolladas mano a mano con nuestros clientes”.

innovarum interior


Por su parte, Irene Paredes, resalta que “desde un inicio apostamos por una especialización sectorial. Hay mucho que hacer en nuestro sector en términos de innovación. El hecho de tener formación técnica en el campo de la agroalimentaria nos permite “hablar el mismo idioma” que nuestros clientes, y este buen entendimiento repercute en buenos resultados”.

Entre sus clientes se encuentra PYMES españolas y europeas, grandes empresas y universidades. Tras España, Holanda es su mejor cliente, debido al fuerte vínculo creado durante los años que ambas fundadoras pasaron en la Universidad de Wageningen (Países Bajos).