Universidad
Politécnica de Madrid

[19/03/19] Seminarios UPM: La investigación: clave para acelerar la transformación energética

Pablo Sastrón

 

El pasado 19 de marzo, en el Salón de Actos de la Escuela Técnica Superior de Ingenieros de Telecomunicación, tuvo lugar el segundo seminario del ciclo Transición energética y cambio climático del programa Seminarios UPM: Tecnología e Innovación para los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

En esta sesión contamos con la participación de Teresa Ribera, Ministra para la Transición Ecológica, que ofreció una ponencia marco, y con un panel de expertos que abordó la temática desde distintas disciplinas y sectores:

  • María Luisa Castaño, directora de energía del CIEMAT.
  • Xavier Labandeira, catedrático de economía de la Universidad de Vigo.
  • Agustín Delgado, director de innovación de Iberdrola.
  • Margarita Ruiz Ramos, investigadora del CEIGRAM.

 

Visita a las instalaciones del Instituto de Energía Solar

La jornada comenzó con la visita de la Ministra a las instalaciones del Instituto de Energía Solar, fundado hace 40 años por Antonio Luque. El recorrido fue guiado por Carlos del Cañizo, director del Instituto, y Estefanía Caamaño, que presentó la casa solar, un prototipo de vivienda, a escala real, alimentada exclusivamente por energía solar.

Teresa Ribera: “El debate no está en si debemos iniciar una transición energética, sino a qué ritmo lo haremos”

Ya en el salón de actos, Guillermo Cisneros, rector de la Universidad Politécnica de Madrid, dio la bienvenida a la jornada, junto a Félix Pérez Martínez, director de la ETSI Telecomunicación. Este último hizo hincapié en el papel relevante de las TIC para las tres dimensiones de la sostenibilidad (económica, social y medioambiental) e invitó a los investigadores a ponerse las gafas de los ODS, y así contribuir con su estudio a un mundo mejor.

A continuación, Teresa Ribera abrió la jornada con una ponencia en la que resaltó la necesidad de acelerar la transición energética si queremos dar respuesta a los desafíos que supone el cambio climático. Se requieren políticas públicas capaces de generar cambios a mayor velocidad, así como cambios en los hábitos sociales, para lograr una verdadera transformación hacia la sostenibilidad

Por ello, la ministra subrayó la importancia de establecer un diálogo entre los distintos actores de la sociedad para lograr hacer frente a retos tan complejos. Así mismo, reconoció el papel que ha desempeñado la UPM en la integración y orientación de las diferentes disciplinas bajo el marco de la Agenda 2030, apostando por la interdisciplinariedad.

La ponencia concluyó con la intervención del rector Guillermo Cisneros en la que destacó la importancia de alinear la actividad investigadora con los ODS y señaló el camino que la UPM está tomando para conseguirlo.

 

El papel de la universidad en la transición energética

Carlos Mataix, director del Centro de Innovación y Tecnología para el Desarrollo Humano (itdUPM), introdujo el debate señalando la importancia de articular un ecosistema, tanto interno, en la UPM, como externo, que propicie la generación de alianzas capaces de impulsar cambios sistémicos.

El panel de expertos estuvo moderado por Julio Lumbreras, director de la UPM para América del Norte, que invitó al diálogo a partir de cuestiones acerca del rol que debe de tener la universidad en la transición energética.

María Luisa Castaño, directora de Energía del CIEMAT, señaló tres aspectos en los que la universidad tiene un impacto directo en la transición energética: la formación de profesionales, el desarrollo de tecnologías que impulsen la transición energética y la generación de un tejido emprendedor motivado por el nuevo modelo energético.

“La transferencia de conocimiento es fundamental” señalaron Xavier Labandeira, catedrático de Economía de la Universidad de Vigo y Agustín Delgado, director de Innovación de Iberdrola. Ambos incidieron en la importancia de la transferencia de conocimiento de la investigación a diferentes ámbitos de actuación, desde el sector privado hasta la política. Para ello, es indispensable fomentar la colaboración entre las universidades.

Margarita Ruiz Ramos, investigadora del CEIGRAM, mostró una vía más concreta de actuación: convertir el campus en un laboratorio vivo de iniciativas. El campus nos ofrece la oportunidad de desarrollar propuestas que en un futuro puedan escalarse a otros espacios o ámbitos como la ciudad.

 

Las implicaciones económicas de la transición energética

En cuanto a la trascendencia económica de la transición energética, Agustín Delgado, director de Innovación de Iberdrola, sostuvo que debe haber un cambio en el consumo de las personas y que ello implica un cambio sistémico en cómo entendemos el modelo energético. Además, este cambio de modelo genera oportunidades, tanto de negocio como de investigación.

“Ya no hay que poner al cliente en el centro, hay que poner al planeta en el centro”, afirmó María Luisa Castaño. La apuesta por metas cuantificables y sintéticas (por ej. que un 70% de la energía provenga de fuentes de energía renovables) puede ayudar a iniciar el proceso de transición energética y marcar el camino hacia la implantación de un nuevo modelo energético sostenible.